La NASA muestra nueva tecnología robótica para la exploración lunar

214580main_jsc2007e047482_small.jpg

Durante la tercera Conferencia de Exploración Espacial en Denver los días 26 a 28 de febrero, la NASA hará una exhibición de un vehículo robótico equipado con un taladro diseñado para encontrar agua y suelos ricos en oxígeno en la luna.

El desafío desde el punto de vista de ingeniería era impresionante. Un vehículo robótico diseñado para hacer prospecciones dentro de los cráteres lunares tiene que operar en continua oscuridad, a temperaturas extremadamente bajas y con muy poca energía. La luna tiene la sexta parte de la gravedad de la Tierra, así que un vehículo ligero tendrá problemas para resistir las fuerzas producidas al perforar y permanecer estable. El suelo lunar, conocido como regolita, es abrasivo y compacto, así que si un taladro perfora hielo, seguramente tendrá la consistencia del hormigón.

Resolver estos problemas en un solo sistema requirió ingenio y trabajo en equipo. Los ingenieros presentaron un taladro capaz de extraer muestras de regolita en Pittsburg el pasado diciembre. En la exhibición se utilizó un cámara de luz láser para seleccionar un lugar para la perforación y se ordenó al vehículo de cuatro ruedas que bajase el taladro y recogiese muestras de un metro de longitud de suelo y roca.

Fuente: http://www.nasa.gov/

Cirugía robótica mínimamente invasiva

 kikebauzano.jpg

Enrique Bauzano Núñez es licenciado en Ingeniería Industrial por la Universidad de Málaga. Su proyecto fin de carrera, Planificación de movimientos de un asistente robótico para cirugía mínimamente invasiva mediante la realimentación de esfuerzos, dirigido por los investigadores Javier Serón Barba y Víctor Fernández Muñoz, obtuvo una calificación de Matrícula de Honor, que le ha facilitado disfrutar de una beca con cargo a contrato de la empresa SENER.

En esta entrevista Enrrique nos habla de esta interesante área de la cirugía que promete ser mas precisa y menos invasiba que las tradicionales.

Fuente: andaluciainvestiga.com

Swarm-bots, Inteligencia Colectiva

swarm-bots-belgium-1081586-ga.jpg

Swarm-bots es un proyecto patrocinado por “Future and Emerging Technologies program of the European Commission”  (IST-2000-31010), apuntado a el estudio de nuevos diseños,  práctica e investigación de robots capaces de comunicarse entre ellos, escalarse,  alterar su forma y estructura uniéndose los unos a los otros.

Este proyecto encuentra sus raíces teóricas en estudios recientes de la inteligencia de enjambre, es decir en los estudios de la auto organización y capacidades de autogestión mostradas el las colonias de insectos y otras sociedades animales.

Los Swarm-bots tienen 116 mm de diámetro y una altura de 100 mm. van equipados con sensores de proximidad, humedad, luz, temperatura, una cámara multidireccional y una serie de micrófonos. En el ámbito de la manipulación del medio poseen un brazo mecánico de un solo grado de libertad y otro de tres grados en el lado opuesto de la estructura. Se mueve mediante un sistema de cadenas y puede rotar la base del robot 360 grados. La finalidad principal con la que se diseñaron los swarm-bots era la exploración del terreno y para ello poseen la capacidad de crear diferentes configuraciones espaciales entre ellos, con el objetivo de superar obstáculos que de otra forma serian insalvables para ellos.

Foto: Nacional Geographic

Carrera robótica para llegar a la luna patrocinada por Google

google.jpg 

Google ha organizado con la fundacion X Prize la primera carrera de robots con destino a la Luna, en la que podrán participar las empresas o ingenieros que lo deseen siempre que la financiación del proyecto sea privado, con un primer premio de 20 millones de dólares.

Google financiará los premios que consistirán en un primero de 20 millones de dólares, otro de cinco (4 millones de euros) y bonificaciones de cinco millones. El primer premio bajará de 20 a 15 millones a partir de 31 de diciembre de 2012 y dos años después la competición se dará por finalizada. 

Para ganar los dos primeros premios, el vehículo tiene que llegar a la Luna, mientras que las bonificaciones serán para los que completen algunas misiones como la simulación de artefactos construidos por el hombre.

Extraido de: emaek.wordpress.com
Página del proyecto: googlelunarxprize.org

Minirobot buscará tumores en el intestino

vector_mini_robot.jpg
Un proyecto de investigación europea llamado Vector prevé desarrollar un robot capaz de operar dentro del cuerpo. Este proyecto intentará desarrollar en los próximos años un mini robot que podrá utilizarse para realizar exploraciones detalladas en el sistema digestivo. El mini robot o robot insecto presentará el tamaño de una pastilla y poseerá ocho patas. Podrá ser controlado y guiado por control remoto y acceder al estómago o a la fase inicial del intestino. Gracias a los sensores ópticos que incorporará el mini robot, se podrá realizar un análisis de los tejidos, una biopsia tampoco será problema gracias a unos minúsculos brazos con los que además incluso administrará una determinada medicación.

Un mono hace mover con su cerebro las piernas de un robot

gordon_cheng_kioto_robot_cb.jpg 

Los especialistas de Norteamérica, con bastante experiencia en el estudio de la actividad cerebral y el movimiento, entrenaron, durante un par de meses, a dos monos para que fueran capaces de andar erguidos sobre una cinta mecánica. Para ello se basaron en el sistema de recompensa y castigo.

Cuando los animales se acostumbraron a esta postura, se les implantó una serie de electrodos en el cerebro, que permitieron grabar la señal eléctrica que producen las neuronas mientras se camina. En total, se registró la actividad de 250 a 300 neuronas.

Además de esta información cerebral, se grabaron los movimientos de las extremidades inferiores de estos animales mientras paseaban por la cinta. Para visualizar las posturas con mayor facilidad, se les tiñeron las piernas con una pintura fluorescente.

Gracias a una serie de modelos matemáticos, los investigadores relacionaron las dos clases de datos obtenidos, los cerebrales y los de movimiento. Y realizaron una predicción en tiempo real del movimiento de Idoya, uno de los dos monos estudiados. Esa señal predictiva, con una fiabilidad del 90%, será la que se envíe al robot vía internet.

Por su parte, los expertos japoneses del proyecto ‘Computational Brain’ pusieron a punto a CB, uno de los robots más avanzados que existen en la actualidad. Sus movimientos hidráulicos, su capacidad de balancearse automáticamente, lo que le impide caerse, o los sensores situados en sus extremidades son algunas de las claves de su avanzada anatomía.

Una vez ambos grupos estuvieron preparados, y siempre a distancia -una parte en EEUU y la otra en Japón-, comenzó el experimento. La mona y el robot se situaron en sendas cintas mecánicas. El animal comenzó a caminar mientras fijaba su atención en una pantalla en la que aparecían las piernas del robot. Casi a la vez, con un desfase de 200 microsegundos, CB también empezó a moverse con la ayuda de la señal que se le envió desde Nortemérica.

Tras una hora de caminata, la mona dejó de moverse pero el robot no se detuvo. Este hecho fue el más significativo. “La mona seguía pensando en el movimiento del robot -que había estado visualizando en la pantalla- y eso hizo posible que su mente lo mantuviera en marcha durante varios minutos, aunque ella misma no se estuviera moviendo”, explica a elmundo.es Miguel L. Nicolelis, principal autor del estudio y profesor de Neurobiología en la Universidad de Duke.

Extraido del artículo: www.elmundo.es
Fotografía robada a: www.elpais.com

El Proyecto ACTIMAT, materiales y procesos Inteligentes

el-proyecto-actimat.jpgEl Proyecto ACTIMAT tiene por objetivo el estudio y desarrollo de nuevos materiales inteligentes, orgánicos e inorgánicos, para el desarrollo de sensores, actuadores y otros dispositivos que permitan realizar monitorización y control inteligente de estructuras y procesos.

En el consorcio ACTIMAT, TECNALIA, a través de su Unidad de Automoción, de desarrolla las actividades de Ingeniería de control inteligente que surgen de la necesidad de captar diferentes señales de un proceso cuando la monitorización clásica es incapaz de diagnosticar el estado del proceso en muchos casos.

Así, se identifican y seleccionan los parámetros clave que determinan el estado del sistema y la consecución del objetivo final. Con este fin y en una primera aproximación al control inteligente, se han analizado de forma genérica varios procesos industriales, intentando delimitar en cada uno, de forma previa, lo que se requiere controlar, cómo sensorizarlo, definir las señales a tratar y los algoritmos.

Se está aplicando este control inteligente al mundo de los microsistemas, para los cuales está adquiriendo gran relevancia el uso de materiales inteligentes o activos. Los materiales “activos” son aquellos que ofrecen un acoplamiento útil entre múltiples dominios físicos (electro-mecánico, magneto-mecánico, mecánico-térmico, etc.). Los sistemas inteligentes se pueden definir como dispositivos que interactúan con su entorno y toman decisiones “inteligentes” teniendo en cuenta acciones presentes y futuras.

Articulo completo

Web del proyecto: www.actimat.org